CONEXIÓN CON LOS ÁRBOLES

Abraza tu árbol, cada día es una nueva oportunidad.

En ocasiones podemos buscar la fuerza de los árboles para mitigar el dolor de una enfermedad, para superar las preocupaciones o simplemente para conseguir alcanzar nuestro propio equilibrio. Este intercambio energético no afecta negativamente al árbol, ya que este las transmite a la Madre Tierra y esta las transmuta completamente.

En las técnicas orientales, como el chi-kung, hay una postura que se llama “abrazar el árbol”. Esta posición estática alinea todos los huesos del modo más eficaz posible.  A quién no le gusta sentarse a la sombra de un buen árbol,  descansar, pensar, conversar, o simplemente estar y dejarse llevar por las buenas sensaciones que nos produce.

¿Cómo captar la energía de los árboles?

La energía que emanan los árboles, al igual que la nuestra, es invisible al ojo físico; es lo que llamamos el aura, muy perceptible sensitivamente. Quien no ha pensado, alguna vez,  qué buena onda me da esa persona, o  qué mala vibración siento.

El árbol, al igual que las personas, está emitiendo vibraciones energéticas constantemente y son perfectamente asimilables por el ser humano, podemos absorberlas y beneficiarnos de sus efectos.

Una buena forma de hacerlo es abrazándolo, y sintiendo que estamos con él.

1.- Camina entre los árboles y escoge alguno que te llame la atención.

2.- Acércate a él, obsérvalo, tócalo con tu mano izquierda y cierra tus ojos. Capta su energía, no trates de analizarlo mentalmente, solo nota su tono vibratorio.

3.- Establece contacto con la energía del árbol mediante tu corazón energético. Preséntate con tu nombre y entra en un espacio donde la comunicación es energética y no sonora. Puedes pedir consejo sobre cualquier situación que necesites, cargarte de energía, relajarte o aceptar su sabiduría.

4.- Escúchala en tu corazón, da las gracias, levántate y despídete poniendo tu mano derecha sobre su tronco.

En contacto directo con el árbol

A través de la emanación áurica del árbol: Su extensión es más o menos grande según las características de cada árbol y su situación ambiental. Bastará penetrar en su radio de acción. Este tipo de energía se absorbe con el simple hecho de pasear por un bosque. Podemos aumentar su captación, conscientemente, regulando nuestra respiración, a un ritmo tranquilo y algo profundo.

A través del contacto directo con el árbol utilizando las manos: A través de ellas, podemos realizar una captación más consciente. Nuestras manos son muy sensibles a la emisión y captación vibratoria, ya que en la palma existen varios puntos de entrada y salida de energía. La posición más conveniente es la de seguir las grietas o fisuras de la corteza en el sentido que las presenta el árbol.

A través del contacto directo con el árbol utilizando la espalda: En la parte central de la espalda, recorriendo la columna vertebral, se encuentra el canal energético principal del cuerpo. Apoyando esta zona en el tronco del árbol, absorberemos la energía que emana.

A través del contacto directo con el árbol utilizando las manos: y la espalda simultáneamente: Mientras alineamos nuestra espalda con el tronco del árbol, podemos colocar las manos a ambos lados, acariciándole, siguiendo las grietas de su corteza.

Elizabeth Tarot y Terapias Alternativas

https://elizabethtarot.com/

https://www.facebook.com/elizabethTarott/

https://elizabeth-tarot-destrabes-amor-trabajo.negocio.site/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reserva tu Cita

Domingo Zipoli 1775 - Villa Cabrera - Córdoba Tel: 3515050289 | 3515050441 elizabethviviana@hotmail.com

shares